miércoles, 23 de diciembre de 2015

De la Ciudad de Macri a la Ciudad de Rodríguez Larreta

Después de un año repleto de elecciones, todo se sucede vertiginosamente. La Ciudad pasa de manos, de Mauricio a Horacio. Todo sigue igual, salvo que una nueva gestión con muchos cambios de nombres propios toma el timón del Gobierno de la Ciudad.
Así las cosas, y antes de asumir la Presidencia de la Nación, Mauricio Macri se encargó de enviar el proyecto de Presupuesto para el año 2016 y demostrar que nada va a cambiar respecto de años anteriores. Nuestra Ciudad sigue recaudando más y más y sigue endeudándose más y más, menos plata para viviendas sociales y menos para urbanización de las villas, las Comunas seguirán sin presupuesto propio violando la Ley N° 70 y menos plata para Salud Mental y el Garrahan.
El Presupuesto 2016 contempla gastos por 112.425 millones de pesos, de los cuales alrededor de 17.800 millones de pesos serán destinados a la extensión de la red de subtes, el Metrobús y obras hidráulicas. 
La norma también autoriza un incremento promedio del 26 por ciento en la tasa de Alumbrado, Barrido y Limpieza (ABL). Los aumentos discriminados oscilarán entre un 20 y un 38 por ciento según la comuna que se trate. De los casi dos millones de partidas, sólo 160 mil continuarán exentas de esa tasa; 62 mil tendrán una suba por debajo del 10%. En lo que a porcentajes de subas se refiere, casi un millón y medio pagarán entre un 20% y 30% más que en 2015 y sólo 90 mil partidas deberán afrontar aumentos entre el 30% y 38%.
Además, la Ciudad invertirá más de $17.800 millones en la extensión de las redes de subte (habrá que controlar su ejecución) y Metrobus (no discrimina cuanto para Metrobus y cuanto para ampliar la red de subterráneos), y en obras hidráulicas. El cálculo de gastos y recursos estimado para el año próximo prevé una macroeconomía con una inflación del 26% (¿sin mucha fe en la gestión de Prat Gay?) y un crecimiento de la actividad económica correspondiente al Producto Bruto Geográfico (PBG) del 2%.
La ley de leyes, estima una recaudación de 110.676,2 millones de pesos (25,6% más que lo presupuestado para 2015), en tanto que los Gastos Corrientes ascienden a 94.594,1 millones (24,2% más interanual). Estas previsiones arrojan un Resultado Económico de 16.082,2 millones de pesos, de acuerdo con lo estimado por el Gobierno porteño.
Pese a semejante recaudación, y a la previsión de superávit presupuestario, la Legislatura autorizó un nuevo endeudamiento por más de 500 millones de dólares. En efecto, Fueron aprobadas dos leyes que autorizan la ampliación del Programa de Asistencia Financiera. Una de las normas autoriza al Poder Ejecutivo, a través del Ministerio de Hacienda a contraer un empréstito público, por un importe de hasta U$S  460 millones o su equivalente en pesos, otra u otras monedas, según lo determine el Poder Ejecutivo, a través del Ministerio de Hacienda, mediante una o más emisiones de títulos de deuda pública, que será destinado a la cancelación de amortizaciones de la deuda.
Más deuda (la Ciudad está endeudada en alrededor de 2.300 millones de dólares) para pagar vencimiento de deuda, una práctica que llevó a la quiebra del país de la que el PRO viene abusando desde la asunción de Mauricio Macri como Jefe de Gobierno y, no se prevé ninguna política de desendeudamiento en el corto plazo.
De Macri a Larreta para que todo siga igual.

No hay comentarios:

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog