miércoles, 24 de diciembre de 2008

FELICIDADES!!!

Esta navidad nos tiene que encontrar a todos unidos y alegres festejando lo que está por venir, no debemos dejarnos desmoralizar, porque como decía Don Arturo Jauretche:
"El arte de nuestros enemigos es desmoralizar, entristecer a los pueblos.
Los pueblos deprimidos no vencen. Por eso venimos a combatir por el país alegremente.
Nada grande se puede hacer con la tristeza."

domingo, 21 de diciembre de 2008

AGUANTE PAPALARDO. Fuera Narodowski.


El problema es que se ve una imagen entre pares: se rompe la asimetría que debe existir entre docentes y alumnos. Buscamos el ejercicio de una autoridad de otro tipo, y no esa”, afirmó el Ministro de Educación de la Ciudad, el macrista Mariano Narodorowski.
El gobierno porteño anunció una sanción a la directora del Mariano Acosta, que jugó con agua con los egresados como festejo de fin de curso. El hecho se dio a conocer mediante un corto video que fue subido a la web.
Durante todo el pasado día viernes, Mariano Narodowski salió a defender la postura oficial de sumariar a la directora. “La figura de un rector de una escuela secundaria tiene que generar una autoridad legítima y confiable”, expresó el funcionario macrista y acotó: “El problema es que el lugar del docente, como lugar del saber, es totalmente distinto”, añadió el ministro.
Es evidente que lo que molesta al dinosaurio de Narodowski es que un directivo escolar tenga una muy buena relación con sus alumnos, que haya buena onda y que se permita festejar junto a ellos el fin de un ciclo muy importante en la vida de cualquier persona. El fin de la secundaria.
La autoridad de un docente se construye, además de con la transmisión del saber, con amor y afecto. Nadie puede hacerse el distraído, los abrazos entre alumnos y Directora no son casualidad, ningún adolescente abraza a un directivo que no se banca.
Tampoco pueden hacerse los distraídos en el Minsterio de Educación porteño cuando se quiere sumariar y expulsar a una directora que denunció las pésimas condiciones edilicias de su escuela, que acompañó a los estudiantes en su reclamo por becas para todos, que se negó a entregar las listas con los nombres de los estudiantes que tomaban el colegio a los Fiscales y que fue parte del reclamo salarial docente.
Es claro, Narodowski y el macrismo confunden autoridad con autoritarismo y por eso no entienden lo que sucedió en el Acosta.
¡Aguante Papalardo! Fuera Narodowski...

martes, 16 de diciembre de 2008

EL SILENCIO DE CARRIÓ FRENTE A UN HECHO DE DUDOSA MORAL POR PARTE DE UN DIPUTADO PROPIO


Que la Coalición Cívica de Carrió se la pasa denunciando a los demás no es novedad. Que se creen los adalides de la República y los garantes del sistema democrático, tampoco.
Pero, lo que extraña es el silencio de la Dra. Carrió frente al escándalo protagonizado por el Diputado Guillermo Smith.
Smith omitió votar, no votó cuando estaba obligado a hacerlo. La obligación surge del Reglamento Interno de la Legislatura y del mandato popular otorgado.
El pasado 4 de diciembre Smith no votó, ni pidió autorización para abstenerse cuando se trataba un polémico artículo de la Ley de creación de un polo tecnológico en el sur de la ciudad que equiparaba a los "call centers" con empresas tecnológicas.
El NO VOTO de Smith posibilitó que la votación saliera 27 a 27 y permitió el desempate por parte del macrista Santilli a favor de la exención impositiva para los "call centers". Un detalle no menor es que el Bloque de la Coalición Cívica se opuso a dicha iniciativa.
El silencio de Carrió frente a este hecho es por lo menos curioso. Lo que no es curioso es la actitud del Diputado ya que sabía perfectamente que estaba favoreciendo a un sector económico determinado, los "call centers". Esa omisión fue a cambio de algo? No lo sabemos.
Lo que sí sabemos es que Carrió es muy hábil para ver la paja en el ojo ajeno pero no la viga en el propio...

domingo, 14 de diciembre de 2008

¡QUÉ REPUBLICANOS SON LOS DIPUTADOS DEL PRO! PRO, significaba Propuesta Republicana?

Se la pasan explicándonos todo acerca de la República. Nos hablan respecto de las "instituciones" y de lo importante que es "el respeto a las instituciones". Proclaman la necesidad de transparencia en los procedimientos, ya que -sostienen- lo importante es la metodología porque toda metodología implica una ideología.
Sí, ellos tienen una imperiosa necesidad de ilustrar a toda la sociedad acerca de cómo deben hacerse las cosas. A quienes quieran oírlos les dicen que la gravedad de la situación se debe a la "baja calidad institucional de la República". En ese sentido, afirman que no se respeta la división de poderes y que el Poder Legislativo es una especie de escribanía del Poder Ejecutivo.
Ellos se hacen llamar PROPUESTA REPUBLICANA (PRO). Sus amigos, también muy compelidos a darnos clases de "educación cívica" se autodenominan COALICIÓN CÍVICA.
Entre ellos se juntan para señalar los supuestos atropellos a la Democracia, a las Instituciones y a la República.
Pero, en la Legislatura Porteña muestran la hilacha.
Durante la sesión ordinaria del pasado 4 de diciembre los diputados macristas Oscar Moscariello y Silvia Majdalani votaron en lugar de sus compañeros de bancada, Cristian Ritondo y Daniel Amoroso, ya que ellos, no se encontraban sentados en sus bancas. El respeto a las instituciones se acabó en ese mismo momento ya que quien tiene que emitir el voto es el Diputado por sí; no lo puede hacer ningún otro Diputado en su representación. En síntesis, no es legal tercerizar el voto.
Esta situación se repitió dos veces el pasado jueves 11 de diciembre. Una sesión que, seguramente, quedará en la historia, ya que no fue la única irregularidad detectada. Cuando la cuestión se trataba de beneficiar impositivamente (exención impositiva) a los "call centers", el Diputado de la Coalición Cívica, Guillermo Smith, omitió votar en positivo, en negativo o abstenerse. Es decir, hizo lo que está prohibido por el reglamento que los Diputados deben respetar. Según el diario La Nación (Tribuna de Doctrina generalmente propensa a las mismas ideas que el PRO y la Coalición Cívica) la votación de Smith "...era decisiva, ya que el resultado de la votación había quedado empatado (27 a 27). El vicepresidente 1° de la Legislatura, Diego Santilli, cual Julio Cobos en la sesión de la retenciones al campo, debió desempatar. Claro que lo hizo en favor del proyecto oficialista, pero con la agravante de que el empate no era tal, ya que Smith seguía allí, en silencio, habiendo podido definir la cuestión".
El Presidente del Bloque PRO, Oscar Moscariello, hizo lo que está prohibido por el Reglamento. El Vicepresidente 3º de la Legislatura, Guillermo Smith, integrante de la Coalición Cívica hizo lo que está prohibido, también. Conductas ilegales de quienes se llenan la boca hablando de respeto a las instituciones.
Quizás tengamos que darnos cuenta de una vez y para siempre que, en este país cuando se habla y se habló en nombre de la República sólo ha constituido un ardid o engaño para destruir a las Instituciones y poner en jaque a la Democracia.



domingo, 7 de diciembre de 2008

¿En qué quedamos? ¿Puede haber otro Cromagnon?


"Hoy no podría haber una catástrofe igual, una de la de las dimensiones de Cromagnon en la ciudad", dijo a LA NACION el jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, justo cuando daba comienzo el juicio oral por los chicos muertos en el incendio de Cromagnon. Un poco de soberbia, quizás, otro poco de demagogia diferenciadora de Ibarra, un poco de proselitismo cuando los medios sólo hablaban del comienzo del final del juicio.

Unos meses después, el titular de la Agencia de Control de la Ciudad afirmaba que "Nunca podría garantizar que no vaya a ocurrir una desgracia como la de Cromagnon en otro boliche de la Capital", según lo relata la Tribuna de Doctrina en el día de ayer. Así es, Federico Young contradice al Jefe de Gobierno y se sincera ante diversos medios periodísticos.

Macri sostenía lo que la lógica indica. Si un Jefe de Gobierno (Aníbal Ibarra) fue destituido por no haber evitado la tragedia de Cromagnon, resulta obvio que él (Mauricio Macri) tiene que sostener que es imposible que algo similar suceda durante su gestión al frente del Gobierno de la Ciudad.

Ahora bien, Federico Young no puede escupir para arriba, como vulgarmente se dice. Es él, quien debe controlar que no suceda un episodio similar al de Cromagnon, por eso, no garantiza que no vaya a suceder una desgracia como aquella. Él sabe de lo que habla.

Una primera e indubitable conclusión es que en la Ciudad de Buenos Aires no hay controles, que todo sigue igual, que Macri modificó una vez más la estructura del Gobierno para controlar pero que esos controles no son suficientes.

Parece que las muertes de Cromagnon no sirvieron para que todos tomemos conciencia de lo que pasa en esta Ciudad.

Lo de Cromagnon era evitable. Nada justifica un Estado ausente, ni funcionarios corruptos, ni siquiera una bengala funge de justificativo. Lo cierto es que cualquiera de estos días podemos despertar escuchando gritos y sirenas y nuevamente, lamentaremos que todo haya cambiado para que todo siga igual.

Mientras tanto, los porteños, ¿a quién le creemos?

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog