viernes, 2 de marzo de 2012

EL CAPRICHO DE MACRI Y LOS SUBTES

El Jefe de Gobierno firmó un acta-acuerdo con el Gobierno Nacional según la cual, la Ciudad toma la decisión de aceptar la transferencia de la concesión de la Red de Subterráneos de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y mediante la cual, asume el control y fiscalización del contrato de concesión en su totalidad, como así también, el íntegro ejercicio de la potestad de fijar las tarifas del servicio. La Ciudad no sólo firmó el acuerdo con la Nación, sino que comenzó a ejecutar dicho acuerdo al aumentar un 127% la tarifa del Subte.
¿Qué es el acuerdo firmado por los dos gobiernos? Es un acto administrativo por el cual ambos gobiernos manifiestan su voluntad, uno de transferir la concesión de la red de subtes (Nación) y otro de aceptar dicha transferencia (Ciudad). Por lo tanto, siendo dicho acto administrativo válido, suscripto por las autoridades competentes y siendo debidamente publicado, el mismo está firme y origina para las partes derechos y obligaciones. 
Con el acuerdo firme, el Gobierno de la Ciudad toma posesión del contrato de concesión y ejecuta, de manera inmediata el mismo, aumentando la tarifa del subte en un 127%, atribución establecida en el apartado segundo del acuerdo firmado con el Gobierno Nacional. ¿Qué significó el aumento de tarifa del Subte? Fue el principio de ejecución del acuerdo firmado, lo que le otorga validez y plena vigencia al mismo, más aún, cuando dicho aumento ha sido respaldado por la Justicia de la Ciudad mediante un fallo judicial. Además, se trató de otro acto administrativo, esta vez unilateral, derivado de la atribución conferida por el acuerdo suscripto con la Nación según el cual la Ciudad acepta la transferencia de la Concesión de la Red de Subtes.
Conclusión, Mauricio Macri en nombre del Gobierno de la Ciudad ya aceptó la transferencia de los Subtes.
¿Una simple nota dirigida al Ministro de Planificación Nacional puede dejar sin efecto el acuerdo? Por supuesto que no, una nota del Jefe de Gobierno no puede dejar sin efecto un acto administrativo válido y en ejecución. Macri no puede, ni mediante conferencia de prensa, ni mediante una nota dejar privar de efectos jurídicos a la aceptación de la transferencia de la Concesión de la Red de Subtes.


Macri no quiere hacerse cargo de gestionar un área sensible como lo son los Subterráneos de la Ciudad, pone excusas y nadie le recuerda que existe una empresa del Estado de la Ciudad de Buenos Aires denominada SBASE, Subterráneos de Buenos Aires Sociedad del Estado, cuyos directivos y todo su personal es nombrado y contratado por el Jefe de Gobierno. ¿Cuál es la razón de ser de esta Sociedad del Estado si Macri no piensa hacerse cargo de los Subtes? Una buena pregunta para hacerse.
SBASE asegura que su objetivo final es mejorar la calidad de vida de todos los ciudadanos, reduciendo la congestión del tránsito ampliando la actual red de subterráneos. Pues entonces, que SBASE se ponga a trabajar o que directamente Macri proponga su disolución.
La excusa favorita de Macri es que la Nación le quitó la seguridad de los Subtes al retirar los 240 agentes de la Policía Federal destinados a vigilar las estaciones de subtes. De nuevo Macri no recuerda que cuenta con un cuerpo propio de policías denominado Policía Metropolitana que cuenta con un total de 2.800 agentes en servicio. Una policía que no cumple funciones de vigilancia y patrullaje en todo el territorio de la Ciudad y que no puede disponer de 240 agentes para brindarle seguridad a los pasajeros del Subte ¿para qué sirve? Lo único que debería hacer la Policía Metropolitana es un "rondín" en las estaciones de Subtes, ¿no lo puede hacer? 
A esta altura tenemos una Sociedad del Estado (SBASE) que no cumple sus funciones porque Macri no quiere aceptar la transferencia del contrato de concesión y tenemos una Policía Metropolitana que no sabemos qué hace porque cada vez que los funcionarios porteños se refieren a ella es sólo para decir que no se encuentra preparada, que no tiene la suficiente capacidad o que no cuenta con los medios necesarios. Todo es así en el mundo de Macri.
La historia se repite, Macri no se quiere hacer cargo de nada y cree que con sus caprichos puede dejar sin efectos legales a sus propios actos de gobierno. MACRI ARRUGÓ.

4 comentarios:

el arista arrepentido dijo...

Es una contradicción enorme reclamar que el Gobierno nacional se encargue de la seguridad, después de haber creado una policía propia. Es otra contradicción rechazar el subte cuando se la pasa reclamando autonomía. Macri es BOBO!!! Macri NO SABE.

christian dijo...

Es una vergüenza que MACRI aumente la tarifa del subte y ahora se lave las manos.

Néstor Charro dijo...

Además cuando se presentó en la Justicia defendiendo el aunmento del 127 % en la tarifa del subte se presentaron defendiendo el mismo al presentarse en los autos del sigueinte modo: “La Ciudad de Buenos Aires es la titular primigenia de las facultades concernientes a la planificación, ejecución y control del sistema de transporte subterráneo en la Jurisdicción”;

No puede ignorarlo ....

PAME dijo...

MACRI NO TIENE NI UNA LAMPARITA ENCENDIDA PEROOOOOOOOOOOOO LOS PORTEÑOS QUE LO VOTARON NO SE QUEDAN ATRAS !SEMEJANTE VAGO MAMMA MIAAAAAAAA

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog