miércoles, 28 de octubre de 2009

MACRI TE ESPÍA, Y ENCIMA, TE MIENTE

El Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Mauricio Macri, ha elaborado una curiosa teoría respecto del boicot que estaría sufriendo la Policía Metropolitana a manos de la Policía Federal.
En efecto, Macri presentó una denuncia ante la Justicia para tratar de acreditar que es víctima de un "complot" del gobierno nacional para impedir que funcione la Policía Metropolitana y que parte de esa conspiración es la infiltración del policía federal Ciro James.
Recordemos que Ciro James es el espía que estaba contratado por el Gobierno de la Ciudad y que está preso por orden del Juez Federal Norberto Oyarbide por realizar escuchas telefónicas ilegales.
La fantástica teoría elaborada por Macri (seguramente con el asesoramiento de Jaime Durán Barba) fue refutada por el mismísimo ex Jefe de la Policía Metropolitana, el ex Comisario Jorge "Fino" Palacios. El periodista Martín Rodríguez Yebra, empleado del Diario La Nación , hace el siguiente relato: "Una voz ronca suena del otro lado de la línea: "Hola, soy Fino Palacios. Estoy harto de toda esta opereta y quiero hablar". Luego agrega: "Palacios desmiente que haya existido espionaje, pero no niega su relación con James. Es más: dice que fue él quien movilizó su incorporación en la policía que creó Mauricio Macri, intento que quedó trunco cuando fue detenido, bajo la acusación de haber organizado escuchas ilegales contra Sergio Burstein, dirigente de los familiares de las víctimas del atentado contra la AMIA. "Yo se lo presenté a [Osvaldo] Chamorro", dice Palacios a LA NACION. Chamorro era su segundo y quedó al frente de la policía macrista cuando él renunció, acorralado por las quejas de la comunidad judía. "A James lo conocí en 2004, durante un operativo de la Policía Federal en el que secuestramos armas pesadas -relata-. El había hecho el trabajo de inteligencia y era un chico capaz. Mantuvimos una buen trato social. Me venía a ver cada tanto."
El "Fino" Palacios viene a poner al descubierto la maniobra macrista pero no es el único hecho que demuestra la mentira de Macri. Cada uno de los hechos demuestra que la conexión de Ciro James con el macrismo no es un invento de la Federal, sino que se trata de una relación de larga data. Está absolutamente comprobado y reconocido que Ciro James estaba contratado en el Ministerio de Educación porteño. También quedó claramente probado que Ciro James mantenía asiduas conversaciones telefónicas con el "Fino" Palacios y con Osvaldo Chamorro (actual Jefe de la Policía Metropolitana). Además, esas conversaciones fueron realizadas desde su celular mientras se encontraba en el edificio perteneciente al Ministerio de Seguridad y Justicia de la Ciudad.
Resulta oportuno destacar que no es casual su contratación en el Ministerio de Educación ya que el Subsecretario de Educación es Andrés Ibarra, quien anteriormente se desempeñaba como Gerente General del Club Atlético Boca Juniors cuando era presidido por Mauricio Macri. Es precisamente en Boca que sigue la pista que une a Ciro James con el macrismo. El responsable de seguridad del Club era, nada más y nada menos, que el "Fino" Palacios y Ciro James trabajaba en la estructura de seguridad creada por el Fino en Boca. La pregunta que resta es respecto al rol del Ministro Montenegro. ¿Cuál es el rol de Guillermo Montenegro en toda esta trama? Allá lejos, el 24 de mayo de 2007, Montenegro, que integraba una una comisión asesora en seguridad deportiva en el club Boca Juniors, le decía al periodista Diego Schurman de Página/12 "... la verdad es que no tengo mucho tiempo para dedicarme a esto. Pero tampoco quiero borrarme. Quiero dar una mano donde voy todos los domingos con mis hijos. Yo en Boca tengo dos plateas y voy siempre con mis hijos". El club Boca Juniors, a través de un comunicado difundido por su departamento de prensa, informó que el objetivo de la comisión, que integraba Guillermo Montenegro, sería “evaluar propuestas” para erradicar la violencia en las canchas y brindar a los asociados y al público en general “mejores niveles de seguridad y comodidad”. Ese texto dejaba en claro que la comisión asesoraba al presidente de Boca, Mauricio Macri.
La contundencia de los hechos demuestra la mentira de Macri. No hay complot, no hay boicot, lo que sí hay es una estrecha relación entre Macri, Montenegro, Andrés Ibarra, el "Fino" Palacios, y Ciro James.
¿Cuántos espías más contratados por el macrismo existen? ¿A cuántos espían o espiaban? Siguen siendo los interrogantes sin respuesta.

3 comentarios:

el arista arrepentido dijo...

Si James estaba contratado desde 2008 en el ministerio de educación, y en ese año ocurrió el escándalo de la reducción de becas y el conflicto docente, no será que James también espiaba a estudiantes y docentes???

Mauro dijo...

Lo de Macri es increíble, reprime con la UCEP, espía con James y el fino, inventa historias y todo comenzó en boquita. Esto debería ser un gran escándalo que le cueste su sillón pero los porteños nos la damos de cualquier cosa y en realidad nos bancamos "cada cosa".

mary dijo...

La mentira tiene patas cortas, decían antes. Eso se demuestra con datos, con hechos y vos los diste. Macri miente, como siempre.

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog