sábado, 20 de septiembre de 2014

MERCADO CENTRAL EN COLEGIALES: Un derecho de todas y todos los porteños

Sin argumentos o con algunos carentes de racionalidad y, por sobre todo, con muchas mentiras, algunos vecinos y las entidades de comerciantes minoristas CAME y FECOBA se oponen a la instalación de una sede del Mercado Central en el barrio de Colegiales.
La iniciativa es de la Corporación Mercado Central de Buenos Aires y propone la apertura de un "Super mercado Central" de la RED COMPRAR que depende de la Secretaría de Comercio de la Nación, y que tendrá la apariencia de la ilustración. Un lugar limpio, seguro, con sector de cajas centralizado, como el de cualquier supermercado dependiente de las grandes cadenas comerciales y, por sobre todas las cosas, con los precios de los productos que se ofrecen en el mismo Mercado Central. Es decir, que los que vayan al Mercado Central en Colegiales se van a evitar el aumento en el precio de los productos que le impone la cadena de distribución que hace que lleguen hasta un 300% más caro de lo que lo ofrece el Mercado Central.
Una medida anti-inflacionaria que es parte de la idea de llevar el Mercado Central a los barrios y que genera la obvia resistencia de las grandes cadenas de supermercados porque pone al descubierto los irracionales márgenes de ganancia que obtienen con la venta de productos alimenticios. La apertura de la sede del Mercado Central en Colegiales fijará precios de referencia que obligarán a una baja de precios generalizada en la zona porque sino se quedarán sin clientes. 
Sin embargo, la Red Comprar ha sido muy clara al momento de sostener que ofrecerá a los comercios minoristas de la zona los productos a precio mayorista para que ellos también puedan vender los productos que se venderán en la sucursal del Mercado Central en Colegiales al mismo precio.
Entonces, ¿a quién defienden CAME y FECOBA? Está claro que no defienden a quien dicen representar sino que se encuentran al servicio de las grandes cadenas de supermercados.
Mesas, sombrillas y promotoras varias por el barrio de Colegiales difundiendo un libelo repleto de mentiras. Denuncian un supuesto deterioro del barrio y su calidad de vida porque se destruye al comercio minorista. Sin embargo, no se vió a CAME y a FECOBA defender al comercio minorista cuando se instalaron Carrefour, Coto y tantos otros. Acerca de la infame campaña de CAME y FECOBA hay que ver un completo post acá.
Nadie le preguntó a CAME por qué contrata promotoras en "negro" y evade las cargas sociales y, sin embargo, CAME se arroga el derecho de señalar que un organismo estatal y tripartito como la Corporación Mercado Central de Buenos Aires va a instalar "una saladita encubierta".
Mentiras, infamias que logran inventar una realidad ficticia que los grandes medios repiten afirmando que "los vecinos se oponen a la instalación del Mercado Central en Colegiales", pero que nadie puede afirmar a ciencia cierta que sean "los vecinos de Colegiales" los que se oponen. Que los hay, los hay!!! Son los abonados a los comentarios en las versiones digitales de los diarios que señalan que se les va a llenar de ratas la casa, o que va a haber más basura, o que los camiones destruirán todo a su paso... Aclaremos que nada de eso manifestaron o vociferaron cuando se instalaron en Colegiales Carrefour o Coto.
Hay un activo "medio pelo" al que la sola palabra "Mercado Central" le crispa los nervios, son esos que orgullosos dicen: "vivo en un barrio residencial, no quiero un Mercado Central!!!". Son los que en una reunión del Consejo Consultivo de la Comuna 13 se mostraban desesperados por que sus casas se iban a desvalorizar, imagínense eso de vivir enfrente de una sede del Mercado Central. Ellos prefieren vivir enfrente de un terreno ferroviario en desuso y lleno de basura, un terreno baldío abandonado, antes que tener al Mercado Central enfrente.
La multiplicación de distintas bocas de distribución y comercialización de productos a costos razonables constituye un beneficio para toda la sociedad, contribuye a fijar precios de referencias y obliga a las grandes cadenas multinacionales de distribución y comercialización minorista de alimentos a achicar sus inescupulosos márgenes de ganancias y ofrecer sus productos a precios razonables. En otras palabras, contribuyen a la defensa del bolsillo de todos y todas y desconcentran el comercio minorista.
El Mercado Central en Colegiales constituye una necesidad de todas y todos los porteños y excede una simple cuestión barrial. Lo demuestran CAME y FECOBA asumiendo la defensa de las grandes cadenas de supermercados y, por eso, entre todos y todas tenemos que asumir la defensa de nosotros mismos, de la gente. SÍ AL MERCADO CENTRAL EN COLEGIALES.

No hay comentarios:

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog