lunes, 10 de junio de 2013

AMPLIACIÓN PRESUPUESTARIA EN LA CIUDAD - La diferencia entre el discurso político y la realidad económica del país

Mauricio Macri, ya nos tiene acostumbrados a la presentación de Proyectos de Ley de Ampliación Presupuestaria. Año tras año su Ministro de Hacienda hace mal las cuentas, ya que sus previsiones económicas - financieras nunca coinciden con su discurso político partidario.
Con el número 1525-2013 se presentó en la Legislatura porteña el proyecto del jefe de Gobierno Mauricio Macri por el cual se solicita la modificación del Presupuesto 2013, a fin de ampliarlo en poco más de 6.012 millones de pesos. De los cuales, 5.598 millones corresponden al incremento en la recaudación tributaria de la Ciudad por encima de la previsión realizada a fines de 2012.
En su presentación ante la Legislatura porteña se pone de manifiesto la diferencia entre el discurso político del PRO y la realidad económica del país, la cual repercute especialmente en la Ciudad de Buenos Aires.
Al desarrollar los fundamentos del proyecto, Macri y su Ministro de Hacienda afirman que  en "el impuesto sobre los ingresos brutos la recaudación excede a la previsión original por dos factores": Factor Actividad Económica y Factor Administración Tributaria. Es decir, que reconocen Macri y Grindetti que ha aumentado la actividad económica y, por ende, la recaudación en concepto de ingresos brutos cuya base imponible es el valor o monto total que ha percibido una persona en concepto de ventas de bienes, de remuneraciones obtenidas por servicios brindados, la retribución por la actividad económica realizada, los intereses obtenidos por operaciones financieras realizadas; lo que no es más, que el dinero obtenido por una actividad económica dada.
Sostienen Macri y Grindetti que "La expansión proyectada en las patentes de vehículos en general debido a que el mercado automotor ha demostrado un mayor dinamismo al esperado con respecto a los precios y a los volúmenes de ventas. Los valores de los automóviles se han incrementado fuertemente y el mercado de unidades 0 KM retomó el ritmo de crecimiento después del magro primer trimestre de 2013". Continúan refiriéndose al mercado automotor que "...además del incremento, tanto en los valores como en la cantidad de ventas de las nuevas unidades, se registró una suba imprevista en la cantidad de operaciones de ventas de autos usados".
Al referirse al impuesto de sellos, al que están sujetos todos los actos y contratos onerosos que se realicen o produzcan efectos en la jurisdicción de la Ciudad de Buenos Aires, Macri y Grindetti señalan que la mayor recaudación se debe especialmente a las operaciones monetarias, las compras-ventas de automóviles y las operaciones inmobiliarias.
Nada de lo que describen el Jefe de Gobierno, Mauricio Macri, y el Ministro de Hacienda, Néstor Grindetti, se condice con el discurso de un modelo agotado o de un país próximo a derrumbarse, más bien, todo lo contrario. Ellos lo dicen: en la Argentina de hoy hay más actividad económica, más crecimiento, más consumo y, por ende, más calidad de vida para todos y todas.
Estas son las verdades sobre el sostenido crecimiento económico de la Argentina que Macri y Grindetti ocultan en su rol de políticos del PRO y que reconocen al momento de tener que fundamentar la mayor recaudación impositiva del Gobierno de la Ciudad. 
En la presentación realizada por el Jefe de Gobierno de la Ciudad y su Ministro de Hacienda queda plasmada la diferencia entre el discurso político del PRO y la realidad económica del país.

1 comentario:

el arista arrepentido dijo...

Qué interesante, en los fundamentos Macri y Grindetti se parecen a Lorenzino!!!

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog