jueves, 29 de septiembre de 2011

UNIDOS POR los cargos de LA JUSTICIA - El caso del que se equivocó de machete

El llamado a Concurso N° 42/2010 fue convocado por el Consejo de la Magistratura de la Ciudad de Buenos Aires para cubrir 17 cargos vacantes de Fiscal en la Justicia de Primera Instancia en lo Penal Contravencional y de Faltas, fuero que también tiene a su cargo la competencia penal en los delitos transferidos por el Congreso Nacional. Más de 500 aspirantes fueron los que se postularon.

Un concurso sumamente importante dado que la transferencia de delitos –recientemente aprobada– le otorga a los Fiscales contravencionales de la Ciudad, competencia para intervenir en los casos en los que se investiguen la comisión de delitos tales como cohecho y tráfico de influencias, malversación de caudales públicos, enriquecimiento ilícito de funcionarios y empleados, prevaricato y falsificación de documentos, entre otros. Más aún si tenemos presente que el procedimiento penal en la ciudad le otorga al fiscal un rol preponderante en el direccionamiento e impulso de las investigaciones

El pasado 5 de agosto tuvo lugar el examen escrito que se desarrolló en las aulas de posgrado de la Facultad de Derecho de la UBA. Previo al examen, el Jurado del Concurso contaba con dos casos prácticos tentativos para que sean resueltos por los concursantes, uno quedó descartado mediante un sorteo, mecanismo utilizado para dotar de mayor transparencia a la selección de aspirantes. Un solo caso práctico para todos, es decir, tema único para todos.

Hasta aquí tenemos un concurso más, un concurso para cubrir 17 vacantes de Fiscal en la Ciudad de Buenos Aires si no fuera porque el mismo terminó envuelto en un escándalo debido a las serias irregularidades detectadas en el examen de ingreso de uno de los aspirantes.

  • ¿Qué irregularidades fueron detectadas?

Que el examen entregado por un aspirante a Fiscal contenía respuestas y la resolución del caso que había sido descartado, ese examen contenía respuestas sobresalientes. Este concursante pese a recibir las consignas verbales, como todos los demás concursantes, y haber recibido de mano del veedor del concurso las fotocopias del caso que debía ser resuelto entregó las equivocadas. En síntesis, este aspirante resolvió un caso que no le fue presentado pero que ya conocía de antemano.

  • ¿Qué pudo hacer sucedido?

Se sospecha que el material escrito había circulado con anterioridad al examen, y que al menos uno de los aspirantes no habría tenido la prudencia o la inteligencia (o ninguna de las dos) de entregar el tema correcto. Este aspirante conocía de antemano y llevaba completo uno de los dos modelos de examen, por lo menos, si es que no tenía los dos y se equivocó al entregar su examen.

  • ¿Cuál es la defensa de este aspirante?

Sostiene que le fue entregado por error el tema descartado, afirma que un funcionario del Consejo de la Magistratura le entregó las fotocopias equivocadas del caso a resolver.

  • ¿De quién se trata? ¿Quién fue el que entregó las respuestas sobresalientes pero correspondientes a un caso que había sido descartado?

Se trata del Dr. Alan Martín Nessi, presidente interino de la Fundación Unidos por la Justicia, fue él quien entregó su examen bien completo pero con el tema equivocado.

  • ¿Qué es "Unidos por la Justicia"?

"Unidos por la Justicia" es una ONG que fundaron Francisco De Narváez, su mano derecha, Gustavo Ferrari y el Fiscal General de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Germán Garavano.

  • ¿Quiénes pertenecen a "Unidos por la Justicia"?

En primer lugar, cabe destacar que "Unidos por la Justicia" tiene entre las funciones de su estatuto “promover la designación de uno o más integrantes que desempeñen cargos ejecutivos en la función pública”. Entre sus socios podemos mencionar a las siguientes personas:

- Francisco de Narváez, Gustavo Ferrari, Natalia Gambaro, Diputados de Unión Celeste y Blanco. Ferrari fue el primer presidente de la ONG, cuando De Narváez era vocal.

- Germán Garavano, Fiscal General de la Ciudad, designado por el Jefe de Gobierno Mauricio Macri a propuesta del Bloque de Legisladores del PRO.

- Gustavo Letner y Santiago Otamendi, Jueces de 1° Instancia en lo Contravencional de la Ciudad.

- Gustavo González Ferrari, Juez Nacional de ejecución penal.

- Agustín Gamboa, Secretario General de Política Criminal y Planificación Estratégica del Ministerio Público Fiscal.

- Santiago Quian Zavalía, Fiscal de San Isidro.

- Pablo Fraga, Secretario General de Coordinación de la Fiscalía General de la Ciudad.

Además de los nombrados tiene socios en lugares clave del Poder Judicial local, provincial y nacional.

  • ¿Qué hace "Unidos por la Justicia"?

Desde fines de 2007 y hasta 2010, esa ONG dio asesoramiento jurídico al programa Ciudadanía Porteña, del Ministerio de Desarrollo Social, por lo que cobró 75 mil pesos en 2007 y 225 mil en 2008, únicos datos disponibles. También asesora al Departamento de Estado de los Estados Unidos, a la fundación Konrad Adenauer y a la embajada británica.

  • Unidos por los cargos de la Justicia

La cercanía de Nessi con Garavano y, con De Narváez, surge claramente por medio de la participación de ellos en "Unidos por la Justicia". Una Fundación que entre sus objetivos está el de promover a sus socios para el ejercicio de importantes cargos en la función pública, ahora involucrada, a través de su Presidente interino (Nessi), en un escandaloso concurso para designar fiscales contravencionales. Justamente, quienes sean designados Fiscales contravencionales trabajarán bajo la conducción y dirección del Fiscal General porteño, Germán Garavano, a su vez, fundador de "Unidos por la Justicia".

La gravedad de las irregularidades y su impacto en la legitimidad del concurso y sus resultados ensucia un proceso de selección y designación de Fiscales obligándonos a dirigir las sospechas y las investigaciones hacia el accionar de la Fundación Unidos por la Justicia, ya que no es posible soslayar el hecho de que uno de sus fundadores sea la misma persona que se encuentra al frente del Ministerio Público Fiscal, Germán Garavano, y que los cargos a cubrir por el cuestionado concurso vendrían a completar la estructura orgánica dependiente del mismo Garavano.

¿Puede ser Garavano ajeno a este escándalo? ¿Puede ser la Fundación Unidos por la Justicia ajena a este escándalo?

4 comentarios:

el arista arrepentido dijo...

Garavano, Garavano... te me te la mano!!!

alexis dijo...

Un gran grupo de presión que hace lobby para que los cuadros de la derecha ocupen lugares en el estado. No es novedad, bien por desenmascararlo.

SIL dijo...

Cuántos fiscales que ganaron sus concursos tendremos así? No? Qué triste lo que sucede en esta Ciudad

Anónimo dijo...

Che, ese Lapadu que lo cita a Fito no habrá ganado un concurso así?

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog