viernes, 20 de febrero de 2009

La extraña relación de Macri con el Canal Ciudad Abierta. Ahora televisarán en vivo las sesiones de la Legislatura

Una vez electo, Mauricio Macri repetía, una y otra vez, que iba a eliminar el "gasto político" y, según sus dichos, iba a cerrar el Canal Ciudad Abierta. Evidentemente, incluía al canal cultural dentro de lo que el PRO denominaba gasto político.
El pasado día 6 de diciembre de 2007, a pocos días de asumir la Jefatura de Gobierno, Macri insistía en la "clausura" del canal tal como lo describía el Diario Perfil. Un mes antes de eso, el 5 de noviembre de 2007, en el Gran Diario Argentino el PRO confirmaba el cierre del Canal Ciudad Abierta.
Pese a tanta energía y tanta firmeza a la hora de afirmar el cierre del Canal Ciudad Abierta el mismo continuó en funcionamiento. La férrea oposición de sectores ligados a la cultura porteña y grupos de intelectuales impidió su cierre.
Ahora, y luego del escándalo de los votos truchos en la Legislatura, el macrismo le encontró una nueva función y significado al Canal: A partir del 1 marzo se televisarán en vivo y en directo todas las sesiones de la Legislatura. En su afán de parecer transparentes los diputados y diputadas se peinarán para las cámaras.
Enhorabuena que se transmitan en vivo las sesiones legislativas, pero lo que se evidencia con estas cosas es la absoluta falta de planificación y preparación de Macri y su gente para gobernar la Ciudad de la Furia. Macri le dijo a la gente lo que quería escuchar y después empezó a darse cuenta que llegar a la gente mediante el sentido común de reducir gastos no es igual a gobernar con ese pensamiento lineal, simplista e infantil.
El escándalo de los votos dobles al menos sirvió para algo. Ahora van a transmitir en vivo las sesiones de la Legislatura porteña y Macri se queda sin argumentos para el cierre del Canal Ciudad Abierta. Así continúa la extraña relación entre Mauricio y Ciudad Abierta, demostrando que no tiene, no tuvo, ni tendrá idea de qué hacer con la Ciudad.

2 comentarios:

el arista arrepentido dijo...

Macri no sabe donde está parado. Con esta decisión de televisar las sesiones de la Legislatura se clausura definitivamente la idea de cerrar el canal. Eso es bueno. Lo malo es que los días jueves la programación del canal Ciudad Abierta va a ser extremadamente aburrida y de mala calidad, ya me duele la cabeza de sólo imaginarme un discurso de Moscariello o Majdalani.
Finalmente, Doña Rosa podrá enojarse con el niño Mauricio porque incumplió una nueva promesa.
Aclaro que me alegra que no se haya cerrado el canal ciudad abierta.

Herta Oberheuser dijo...

Ultimamente se me hace mas dificil defender al PRO que al NSDAP... va, viene, se desdice, se da vuelta... asi no hay facismo que aguante...
Mauri está tan ambiguo, sinuoso y poco comprometido como el sociologo renegado; en cualquier momento termina diciendo que el es PRO solo porque lo demás le dicen PRO.
¿Donde están nuestros fascistas de verdad, nuestros moscarielos, nuestros ritondos, nuestros borrelis, incendiando la cultura democrática como nos prometieron?
¿Que hago ahora con las latas de Zyklon B que compré por Ebay? Yo pensé -como todos los que votamos al PRO- que ibamos a tirar abajo el canal y a poner un campo de concentración para artistas a cargo del obergrüpenfuhrer Blumberg...
En fin... otra desilusion... me voy con Larreta a la iglesia, a rezar y a negar el holocausto.

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog