viernes, 16 de enero de 2009

Postales veraniegas del 2009


Empezó el 2009 y no es que no ha pasado nada en "La Ciudad de la Furia" sino que muchos hemos creído que nos merecíamos un descanso estival. No es lo que festejaron algunos (ver comentarios a "Felicidades"), sino simplemente que gozamos de unas merecidas vacaciones.
Claro que algunos eligen exclusivos destinos para sus vacaciones, destinos que no son los nuestros ya que nosotros no queremos morir en Solanas. Mauricio Macri, por caso, disfruta de sus vacaciones en Punta del Este, un destino que comparte con Carrió. Elección obvia para ambos, ya que ella ya dijo que allí “Kirchner no puede caminar”.
Y el comienzo del 2009 nos recordó a todos la tragedia de Cromagnon. Un Gobierno de la Ciudad inerte que observa como sus habitantes más pobres se mueren. Murieron dos nenas de 1 y 4 años y cuatro varones de 7, 9, 11 y 13. Fue en un incendio en el barrio de la Boca. Fue en la esquina de Suárez y Almirante Brown donde se alcanzó a ver que por una de las ventanas de la planta baja del edificio de la antigua sucursal del ex Banco Italia y Río de la Plata salía una enorme llama de fuego. En el edificio vivían 25 familias carenciadas.
Ni Mauricio Macri, ni Gabriela Michetti dieron la cara, mucho menos, explicación alguna. Estaban de vacaciones...
Pero ello no fue todo, el Jefe de Gobierno vetó la Ley 2973 por la cual se suspendían los desalojos de inmuebles propiedad del Estado porteño mientas rija la emergencia habitacional. Es decir, frente al déficit habitacional de la Ciudad y su vigente emergencia habitacional, Macri decidió ratificar su clara posición frente al tema: los porteños y porteñas sin techo que ocupan un edificio público no son pobres, ni marginados, son usurpadores, por lo tanto delincuentes y hay que desalojarlos. No alcanzó con las muertes de niñas y niños en La Boca...
No hay una política habitacional de la Ciudad para los más carenciados, ni para la castigada clase media que tiene que alquilar y que no puede acceder a un crédito para su primera vivienda. Sí hay ansias de lucro. Hay que vender todos los edificios públicos de la Ciudad que sean posibles. Por eso, Rodríguez Larreta expresó cuál es la política de Macri en este punto: "Despacito, en silencio, se van haciendo desalojos", es la primera vez que escuchamos que una política pública se hace en silencio (¿¡!?).
También en estos pocos días, Horacio Sanguinetti renunció de manera indeclinable a través de una carta enviada al jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, al cargo de Director del Teatro Colón. Decisión que llega cuando se sabe que el macrismo estaba transformando a la sala lírica en un nuevo centro de eventos donde habrían restaurantes, salas de conferencias, desfiles fashion y muy poco de las actividades que hicieron del Colón el Teatro que supo ser.
Tampoco faltó en estos días el mea culpa del rostro humano del macrismo. La Vicejefa Gabriela Michetti admitió que “faltó experiencia durante los primeros meses de gestión en la Ciudad. "Con Mauricio, pecamos de una mezcla de voluntarismo y soberbia", afirmó Michetti en el Diario Perfil. ¿Y los equipos de gobiernos del PRO? ¿No se habían preparado durante 6 meses para gobernar? No. Sólo improvisación, soberbia e ineficiencia, eso es PRO.
Mucho para unos pocos días de 2009 en La Ciudad de la Furia.

5 comentarios:

Lady Macbeth dijo...

Hola "Ciudad de la Furia": de vuelta al pago y con "renovada fachada".
Y sí la cosa no viene bien "aspectada por los astros" para Maurice.Ya está instalado el slogan:ESTO ES EL GOBIERNO DE MACRI.

el arista arrepentido dijo...

Bueno, bueno, al fin estamos de vuelta, algunos creían que te asustaste por los comentarios de Mauricio y Gabriela...
Lo que me hiciste acordar de ese reportaje en que la Carrió nos contaba que discutía de cremas con sus amigas y que amaba Solanas y que quería morir en Solanas. La estoy buscando para escanearla y enviártela completa.

Fer dijo...

Muy bueno el post, valió la pena esperar. Nunca comento pero como estuviste demasiado de vacaciones lo hago para animarte.

Anónimo dijo...

Soberbia, soberbia, se habrá dado cuenta Michetti que se sinceró ante la opinión pública? Hay que dejarla hablar para que se le siga cayendo la careta.

gabriela michetti dijo...

Soy Gabriela Michetti. No estaba de vacaciones cuando sucedió el incendio de La Boca. Hace un año y medio que no tomo vacaciones. Sí dí la cara. Estuve con los papás de los niñitos, pero no haciendo prensa con el dolor. Admití que fuimos soberbios y nos faltó experiencia porque creo que en un país donde reina la mentira y la difamación es muy necesario hablar con la verdad y reconocer los errores. Gracias

GRACIAS NÉSTOR, FUERZA CRISTINA

Archivo del blog